4 actividades de verano para niños con necesidades especiales

La UNESCO celebró “La Conferencia Mundial sobre Necesidades Educativas Especiales. Acceso y Calidad” en 1994, para sentar las bases y fundamentos de lo que hoy conocemos como educación inclusiva. Ratificando la Declaración Universal de Derechos Humanos, en la que se proclama el derecho de todos los niños a recibir una educación, el documento que redactaron en dicha conferencia establece que “las escuelas tienen que acoger a todos los niños independientemente de sus condiciones físicas, intelectuales, sociales, emocionales, lingüísticas u otras”.

La educación especial comprende el conjunto de servicios planificados y diseñados con el fin de garantizar las necesidades específicas de cada estudiante, mediante procesos interactivos en los que asimilan y adquieren conocimientos adaptados. Estos servicios se enfocan en aquellos alumnos que presentan algún tipo de discapacidad o dificultad en el aprendizaje, así como en su inclusión en el ambiente educativo. 

El número de horas o actividades que realicen en las aulas de educación general dependerá de las necesidades individuales de cada alumno, pasando el resto de la jornada trabajando a través de recursos adaptados y siendo atendidos por especialistas. De igual manera, existen otras opciones que garantizan la educación especializada y profesional de estos alumnos como son las escuelas adaptadas a discapacidades del aprendizaje. 

Las particularidades de cada niño son tan individuales como heterogéneas y deben ser atendidas por un equipo multidisciplinar, pero cuando deben contar con adaptaciones curriculares y con una metodología especializada, la implicación de la familia en su educación es una pieza más imprescindible aún si cabe. Inculcar valores morales, culturales e intelectuales se lleva a cabo a través de un proceso no lineal, progresivo y continuo con el niño. 

Además de aprender conceptos, los niños y niñas deberán también aprender a implementar su autonomía y a desenvolverse en situaciones cotidianas de la manera más independiente posible. Por esta razón, el sistema de enseñanza-aprendizaje debe coordinar el apoyo en el ambiente escolar con la implicación familiar, para trabajar de forma conjunta en el progreso del desarrollo personal e intelectual de todos los niños y niñas

Los profesionales de la educación especial son los encargados de plantear las adaptaciones, modificaciones y adecuaciones de los contenidos de diversas asignaturas o áreas del aprendizaje. En este sentido, deben estar preparados para elaborar contenidos individualizados que trabajen tanto las fortalezas como las debilidades específicas de cada alumno, con el fin de solventar o mejorar sus capacidades intelectuales, sociales o emocionales. 

De igual manera, los educadores especializados en alumnos con necesidades especiales deben estar preparados y saber cómo comunicarse con las familias de la forma más empática posible para coordinar las dinámicas escolares con las domésticas, especialmente cuando se deja de acudir al colegio durante varios días o semanas como sucede en las vacaciones de Navidad, Semana Santa y, durante un periodo más prolongado, en el verano. 

Como ya hemos mencionado, las necesidades de cada niño son individuales, variables y múltiples, por lo que no existe una fórmula maestra única en la educación de niños con diversidad intelectual o funcional. Lo que sí se debe cumplir en las temporadas en las que los pequeños no acudan al colegio es mantener rutinas similares a las de los periodos lectivos. Es conveniente diferenciar los momentos de trabajo y descanso, así como los dedicados a tareas más académicas o más lúdicas.

Con el fin de mantener estos buenos hábitos, os proponemos cuatro actividades y juegos para las vacaciones escolares. Todas ellas se pueden adaptar al nivel de aprendizaje, las necesidades específicas o a los aspectos concretos que se quieran trabajar, persiguiendo en todo momento el objetivo de fomentar y desarrollar diferentes capacidades y de mantener las niñas y los niños activos durante los periodos no lectivos.

1) Palabras relacionadas

En esta actividad se propone un tema un tema principal sobre el que, respetando turnos, se deben ir diciendo o escribiendo palabras relacionadas. Permite la participación de otros amigos o miembros de la familia que también irán diciendo, de forma ordenada, términos vinculados al concepto propuesto. Así, tanto el niño como el resto de participantes deberán respetar los turnos de palabra, a la vez que ir pensando términos relacionados con el tema que se está trabajando. 

Este ejercicio resulta muy útil por su plena adaptación a los distintos niveles de aprendizaje, dificultad o temáticas que se quieran trabajar. Se puede proponer desde “consonantes del abecedario”, “la tabla del 8” o “frutas en inglés” hasta “días de la semana”, “partes de la casa” o “verbos de la segunda conjugación” como temas principales sobre los que proponer conceptos ya conocidos e incluso introducir términos nuevos.  

2) Situaciones cotidianas

El aprendizaje de todos los niños no debe centrarse exclusivamente en el ámbito académico. Hay muchas situaciones de la vida cotidiana en las que podemos aprender conocimientos muy útiles, tanto para ampliar el conocimiento intelectual como para mejorar las socialización e independencia de los más pequeños. Se puede fomentar la práctica de la lectura con la carta de un restaurante, así como los números, los decimales o sumas y restas pagando en la frutería. Además, es muy importante trabajar las emociones, tanto las alegres como las frustrantes o las que generen tristeza. 

Es importante promover la comunicación con personas ajenas al círculo familiar y la gestión de situaciones reales y cotidianas en las que el niño cada vez adquiere más independencia y confianza en sí mismo. También conviene fomentar la autonomía de los niños utilizando como herramienta las nuevas tecnologías, en las que encontraremos un sinfín de actividades y juegos con los que podremos inculcar desde pequeños un uso responsable de las pantallas. 

3) Alto el lápiz

Casi todos hemos jugado a “alto el lápiz” (o al Scattergories si utilizamos su nomenclatura comercial más conocida) en algún momento de nuestra infancia o puede que más recientemente. Esta actividad se realiza en un folio dispuesto en horizontal. Antes de comenzar se debe dibujar una tabla, separada en columnas, en el que se añadirá en la parte superior la letra por la que deben comenzar las palabras. A esta le seguirá una serie de huecos donde se incluirán las diferentes materias sobre las que habrá que escribir la palabra. Algunas de ellas pueden ser un animal, una comida, un color, un lugar, un país, etc. 

Existen infinitas formas de jugar y categorías diferentes que se pueden incluir. Cuando el cuadro esté preparado se propone una letra, que debe ser diferente en cada turno, y se completa el resto de palabras de la fila con términos que comiencen por esa letra, trabajando la creatividad y el ingenio de los niños y niñas. Este juego también contempla la posibilidad de practicar la escritura y de llevarse a cabo con otros niños, amigos o familiares.

4) Encuentra el objeto

Con el fin de trabajar la identificación de elementos se pueden proponer ejercicios variados, cuyo diseño dependerá de los objetivos específicos que se quieran mejorar. En caso de que el niño cuente con una deficiencia auditiva se puede elaborar una ficha con diversas formas en la que tenga que diferenciar los objetos con unas características o colores específicos. Si la discapacidad es visual podemos proponer diversos sonidos englobados en una misma categoría para que el niño escriba o diga, por ejemplo, qué medio de transporte o animal ha emitido ese sonido.

Esta tarea puede adaptarse a los campos de conocimiento que se deseen repasar, así como a la identificación de dibujos, formas, diferencias, colores, letras, números o palabras y su posterior representación de manera oral o escrita.

FORMACIÓN RELACIONADA: Máster en Educación Especial e Inclusión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú